Trucos

La ropa grande ya no será un problema: trucos para encogerla sin dañarla

UN PROBLEMA DE MUCHOS

La existencia de la ropa grande o de una talla incorrecta en nuestro closeth, tiene muchas explicaciones y razones. Puede ser porque lo compraste en una tienda sin medírtelo, porque lo pediste mediante una compra virtual, porque alguien te lo regaló sin conocer tus medidas o porque simplemente adelgazaste y ya las prendas viejas no te calzan igual que antes.

Cuando eso ocurre tienes varias opciones, una es cederle la ropa a una persona a la que le quede perfecta y otra es ajustarla a tu cuerpo y tus necesidades. Para esta última opción puedes enviarla a una costurera, pero aquí te enseñaremos algunos tips para hacerlo por cuenta propia y que te pueda quedar un aprendizaje nuevo. 

Antes de todo, te recomendamos probar primera con la que conocemos como «ropa de casa», de manera de que puedas estar seguro de que funciona y no corras el riesgo de dañar una prenda nueva. 

CUANDO LA ROPA ES DE ALGODÓN O POLIESTER

Con este material funciona meter la ropa en la secadora poniendo el ciclo en su máximo nivel. El algodón se encoge mucho más rápido que el poliéster, lo que quiere decir con el segundo material debes hacer el proceso dos veces.

Por otro lado, también podrías recurrir a un viejo truco de la abuela, que consiste en tomar una olla (el tamaño dependerá del tamaño de la pieza que pretendes encoger), llenarla de agua a un punto que no corra el riesgo de derramarse, meter la ropa allí dejarle hervir por 30 minutos y luego lleva a la secadora con el máximo nivel.

1 2 3SIGUIENTE➜