Estilo de vida

Consejos para cuidarte a ti mismo

CUIDAR A PERSONAS ENFERMAS ES GRATIFICANTE, PERO ESTRESANTE

Cuidar de personas enfermas puede tener muchas recompensas. Para la mayoría de los cuidadores, estar presente cuando un ser querido te necesita es un valor fundamental y algo que deseas dar.

«Sin embargo, es casi seguro que ocurrirá un cambio de roles y emociones. Es natural sentirse enojado, frustrado, exhausto, solo o triste. El estrés del cuidador (el estrés emocional y físico que conlleva el cuidado) es común. Los cuidadores que sienten estrés pueden ser vulnerables a cambios en su propia salud», explica Mayo Clinic.

SIGNOS DE ESTRÉS DEL CUIDADOR

Como cuidador, es posible que estés tan enfocado en tu ser querido que no te des cuenta de que tu salud y bienestar se ven afectados. Presta atención a estos signos de estrés del cuidador:

  • Sentirse abrumado o preocupado constantemente
  • Sentirse cansado con frecuencia
  • Dormir mucho o no dormir lo suficiente
  • Presentar un aumento o una pérdida de peso
  • Irritarse o enojarse fácilmente
  • Perder el interés en actividades que solías disfrutar
  • Sentirse triste
  • Sufrir con frecuencia dolores de cabeza, dolor corporal u otros problemas físicos
  • Consumir alcohol o drogas ilícitas en exceso, incluidos medicamentos recetados
1 2 3Página siguiente